Feng Shui: La posición de las puertas

puertas-pivotan-3

Todas las puertas de la casa son conducciones naturales de energía.

La colocación de las puertas en línea recta constituye uno de los tabúes más dañinos del feng shui y un problema habitual en los apartamentos. Pero cuando dos o tres se hallan dispuestas en línea recta, el chi se torna malévolo.

Si tal es el caso de la principal y la trasera, cualquier suerte que penetre en la casa escapará al instante por la puerta trasera. Por eso esta es una situación muy desfavorable.

PROBLEMAS COMUNES:

  1. Cuando las puertas se hallan cara a cara tienden a confrontarse, lo que suscita choques y una energía hostil. La colocación de un cuadro, la incorporación de un pequeño y decorativo mueble auxiliar o incluso una planta cerca de las puertas servirá para distraer el chi.

Lo mejor es no utilizar espejos que reflejen puertas. Alternativamente, alza un biombo para inducir al chi a fluir en torno. O cuelga una pintura o un objeto sonoro para suavizar el efecto y crear un equilibrio.

  1. La existencia de una puerta corredera o corrediza, como paso a una galería y situada opuesta a la de la entrada. Esta disposición suele ser corriente en grandes bloques de apartamentos. También aquí se dispara el chi casi en el instante de penetrar la casa.

Alfonso León


Síguenos en Facebook

Recibe las mejores historias en tu bandeja de entrada

Inicia sesión con


O

No se preocupe, no hacemos spam

LO MÁS VISTO
LO ÚLTIMO
RECOMENDADO